05:09

martes, 25 de septiembre de 2018

Las lluvias arruinan la cosecha de cereza temprana en Aragón

El fruto se ha rajado, está demasiado pasado e incluso quemado y no tiene salida al exterior, por lo que el mercado interno se ha inundado de producto de poca calidad a muy bajo precio.

PUBLICADO: domingo, 10 de junio de 2018

NÚMERO DE COMENTARIOS: 0

3

Fuente: Heraldo

Compartir esta noticia

Dicen los agricultures que para los frutales es mejor que no llueva “desde San José a Todos los Santos”. Pero este año, en el que se esperaba una buena cosecha de cereza, un 15 % más que en la campaña pasada, las precipitaciones, tanto de agua como de granizo, se están convirtiendo en las protagonistas de una campaña que comenzó hace una semanas con más de quince días de retraso, como informan desde Heraldo.

Las primeras frutas de hueso en llegar al mercado son las cerezas y, por eso, es también esta producción la que se está viendo más perjudicada por las constantes precipitaciones. Especialmente preocupados se muestran los agricultores de las comarcas de La Litera, Valdejalón y Bajo Aragón, donde las variedades más temprana han quedado muy perjudicadas. “Muchas de las cerezas están rajadas, otras muy blandas, incluso quemadas porque la gota hace de lupa y en cuanto sale el sol las daña”, destacan representantes del sector de fruta en UAGA, Vicente López y Francisco Ponce.

En estas condiciones, reconocen, el producto no tiene salida hacia el exterior por lo que están inundando el mercado nacional, que se está encontrando una gran cantidad de producto pero de baja calidad. “El mercado está lleno de porquería, muchas de las cerezas no están en buenas condiciones y eso provoca que los consumidores no quieran comprarlas”, asegura López. Y eso que los precios, dice el representante de UAGA, “son ridículos, tanto que casi lo mejor es dejarlas en el árbol”.

El problema es que la cereza es un producto muy perecedero y “en cuanto está madura hay que recogerla, sean cuales sean las condiciones en las que se encuentra”, explican los sindicalistas, que detallan que son las comarcas de Valdejalón, La Litera y Bajo Aragón, porque es allí donde las variedades más tempranas ocupan una mayor extensión. De hecho, Vicente López, que además es fruticultor de La Almunia, asegura que hay parcelas en las que se están haciendo peritaciones de los daños que afectan entre el 30 % y el 40 % de la producción, “pero solo en algunas variedades”, insiste el sindicalista.

En la comarca de Calatayud y el Aranda la situación es algo distinta. Es cierto que las lluvias han provocado un auténtico desastre en las variedades más tempranas, pero, como explica Francisco Ponce, en esa zona productora no hay muchas hectáreas dedicadas a este tipo de producciones. “Tenemos sobre todo cereza tardía, cuya recolección está previsto que comience la próxima semana”, explica el representante de la organización agraria, que asegura además que, para estas variedades, las lluvias han sido beneficiosas. “Ha habido agua, las temperaturas son frescas y el árbol está muy frondoso, con lo que las cerezas se han desarrollado más”, señala Ponce, que recuerda que los daños registrados en esta zona han sido provocados especialmente por las tormentas de granizo.

Es pronto para determinar cuál será la afección que las lluvias de estas últimas semanas están provocando en el resto de las especies de fruta dulce, pero López advierte que el albaricoque también se ha resentido porque las tormentas han llegado acompañadas de viento que mueven con violencia las ramas y hace que su roce “provoque daños al fruto”.

ETIQUETADO COMO: , , , , , , , ,

Compartir esta noticia

Puede que también te interese

  1. Golpea a una prostituta tras negarle la devolución de 200 euros por un ‘servicio’
  2. Valencia será la capital del cine infantil
  3. El riego por aspersión gana adeptos en el campo aragonés
  4. Tres colegios ayudan a misioneros valencianos en Honduras para la formación de 1.100 niños y jóvenes

Los comentarios están cerrados.