15:42

viernes, 16 de noviembre de 2018

Un alumno de la Politécnica elabora un inventario con los 9.364 manantiales del Júcar

Nadie había cuantificado todas las fuentes naturales de la cuenca hidrográfica – El estudio considera que gozan de una salud “mejor de la prevista”.

ARCHIVADO EN:

PUBLICADO: domingo, 14 de octubre de 2018

NÚMERO DE COMENTARIOS: 0

4

Compartir esta noticia

Abarca 42.000 kilómetros cuadrados, cinco comunidades autónomas y más de 700 localidades. La cuenca hidrográfica del Júcar es la sexta con más superficie de la Península Ibérica, la primera por detrás de los grandes colosos fluviales. Por ella transcurren ríos de gran relevancia para la Comunitat Valenciana: el propio Júcar, el Túria y el Mijares, que nacen en el Sistema Ibérico, y el Serpis y el Vinalopó, que nacen en el Sistema Bético. Todos de un alto valor hidrológico.

Sin embargo, hasta la fecha no existía una lista unitaria de los manantiales. Sí es cierto que había algunos inventarios, como el del Instituto Geográfico Nacional (IGN) o el de la Diputación de Alicante, pero incompletos o localizados en un área específica y no en la amplia extensión de la cuenca hidrográfica. Hasta ahora.

La publicación recientemente de un Trabajo de Final de Máster en la Universidad Politécnica de València (UPV) ha conseguido cuantificarlos y, además, conocer la salud de estas fuentes naturales de gran valor ecológico.

“El estudio es fruto de una beca, un convenio entre la Universitat Politècnica de València y la Confederación Hidrográfica del Júcar [CHJ]. Querían hacer un inventario único de manantiales porque tenían varias bases de datos de distintas entidades y lo que pretendían era unificarlos para tener todos los registros de manera depurada y validada”, afirma Julen López, autor principal del citado trabajo.

Gran relevancia

Para que nos podamos hacer una idea de su gran valor ecológico, “los manantiales tienen una especial importancia en la hidrología subterránea, son fundamentales en la interrelación que presentan las aguas subterráneas y superficiales, abastecen de agua a usos urbanos y agrícolas, crean zonas de importante interés medioambiental, paisajístico y recreativo o dan lugar a nacimientos fluviales, entre otros”, indica López en el trabajo, vasco de nacimiento, pero valenciano de adopción.

No obstante, declara que “la tarea principal y más costosa ha sido recopilar información de todos los manantiales, ya que estaba dispersa, cada una estaba elaborada para una necesidad”.

Y es que hasta un total de cuatro trabajos anteriores y cinco bases de datos, algunas estatales, recopilaban parte de estos manantiales. Un trabajo “costoso” como indica el propio Julen López. Solo en la base de datos del Instituto Geológico y Minero de España hay un registro de 3.172 manantiales o la de la propia Confederación Hidrográfica del Júcar, que contiene 4.465.

De esta manera, de un total de 13.930 registrados en todas las bases de datos y trabajos anteriores, solo 9.364 cumplían las características estrictas de manantiales.

Una vez se recopilaron, llegó otra de las tareas más costosas: la diferenciación entre los más relevantes de los que no lo son. Para ello, López siguió un criterio cualitativo. Solo tienen esta denominación los manantiales con caudales altos, que sirvan de abastecimiento a zonas urbanas importantes y que estén conectados con otras zonas húmedas. En total, existen 618 manantiales relevantes.

Gozan de buena salud

Dentro de los manantiales relevantes, el autor del estudio e ingeniero civil ha afinado más en su distinción y ha catalogado -respetando criterios como su importancia en nacimiento de ríos o manantiales ubicados en zonas de especial interés hidrológico- 45 manantiales como significativos, que ha analizado de forma exhaustiva, de los que quince de gozan de muy buena salud, tres han tenido un buen resultado y cuatro un resultado satisfactorio. Sin embargo, de los analizados, 19 han tenido un resultado no satisfactorio.

Pese a ello, la conclusión para el autor de este exhaustivo trabajo es que los manantiales de la cuenca hidrográfica del Júcar “no están tan mal como se preveía” y finaliza con un mensaje de futuro optimista: “Si se hacen las cosas bien, ahora mismo la Confederación Hidrográfica del Júcar y todos los organismos públicos están mirando más criterios medioambientales, y cada vez son más estrictos con los caudales ecológicos. Yo creo que con esta buena planificación, que es lo que está habiendo en la actualidad, podemos ser optimistas”.

ETIQUETADO COMO: , , , , , , ,

Compartir esta noticia

Puede que también te interese

  1. Teruel y Valencia calientan motores para una nueva movilización en favor del tren
  2. La EMT contrata a un centenar de personas y ya alcanza los 1.337 trabajadores en activo
  3. El Gobierno de Aragón sacará una nueva convocatoria de subvenciones en materia de depuración por valor de 4,5 millones destinada a los ayuntamientos
  4. Aragón dentro de las peores comunidades valoradas en listas de espera de Sanidad

Los comentarios están cerrados.